Lemon surprise pudding {si la vida te da limones...}

martes, 3 de marzo de 2015





El tiempo avanza...
Con paso firme se aleja del pasado y te acerca al futuro.
Con la delicadeza de un suave viento se lleva lo bueno y malo, lo amado y odiado, lo dulce y amargo, lágrimas y risas....
Con promesas ... Trae lo inesperado 


El invierno se va, poco a poco se acerca la primavera...Vuelve a lucir el sol, los días se alargan, sentimos los tímidos rayos de sol calentando nuestro cuerpo ...... Y además, mis limoneros regalan hermosos y brillantes frutos que me hacen sonreír!
En esta época, siempre disfruto de hacer platos con ellos. Salir al jardín y recoger los más lindos limones es un placer que siempre me hace pensar en que se acerca una de mis estaciones favoritas, la primavera... Con ella comienzo a renacer y salvo que sufráis de alergias, seguro que vosotros también, verdad? ;)

¿Celebramos la llegada del buen tiempo con un delicioso pudding de limón, que además de tierno y esponjoso, cuando clavas la cuchara en él tiene una sorpresa escondida? 

Fuente: Olive Magazine




Ingredientes para un molde de un litro:

- 50 gr de mantequilla a temperatura ambiente+un poco para engrasar el molde.
- 200 gr de azúcar.
- La ralladura de 1 limón y 100 ml de su zumo.
- 3 huevos, separadas la yemas de las claras.
- 50 gr de harina tamizada.
- 250 ml de leche.
- 1 cucharadita de extracto de vainilla.
- Azúcar glas para decorar.
- Nata ligeramente montada para servir.





Preparación:

- Precalentar el horno a 175º. Engrasar un molde de pudding de un litro, con mantequilla y reservar.

- Batir la mantequilla con el azúcar y la ralladura de limón hasta que la mezcla blanquee. Incorporar el zumo de limón, harina, yemas de huevo, leche y extracto de vainilla y mezclar hasta que todo quede bien incorporado.

- Montar las claras a punto de nieve e ir añadiéndolas poco a poco a la mezcla anterior con ayuda de una espátula, realizando suaves movimientos envolventes.

- Introducir la mezcla en el molde preparado y reservar. Calentar una bandeja con agua e introducir el molde preparado dentro de ella, procurando que el agua caliente cubra hasta la mitad aproximadamente del molde.

- Disponer en el centro del horno la bandeja con el molde preparados y hornear durante unos 45 minutos. Si veis que se dora en exceso, bajad la bandeja un poco.

- Este postre se toma caliente, pero para mi, mejora dejándolo enfriar hasta la temperatura ambiente, de ese modo la crema que tiene debajo se vuelve mas consistente y espesa.

- Espolvorear con azúcar glas y acompañar con un poco de nata espesa.. Si lo deseáis :)


Feliz martes!!!!!!!!!!